Selección

El orgullo del Tri es una mujer, y su sueldo es no se comparado con un futbolista

Por J. Ignacio Arroyo

El orgullo del Tri es una mujer, y su sueldo es no se comparado con un futbolista

Lo que no hicieron los hombres ya lo hizo una mujer mexicana

Síguenos enSíguenos en Google News

Realmente en México la vara es muy cortita con respecto a las Copas del Mundo. Su antecedente histórico está a unos metros delante de su nariz. La Selección Mexicana cada cuatro años aspira a llegar al quinto partido del Mundial, no una semifinal y menos ganar sólo un quinto partido.

En otros frentes o perspectivas del fútbol es casi más difícil llegar tan sólo a una copa del mundo, desde el cuerpo técnico hasta puestos de staff. Lo que el Tricolor no hizo una mexicana lo alcanzó gracias a su calidad fuera de la cancha.

Más noticias de la Selección Mexicana:

Santi Giménez se burla del Canelo, la inesperada reacción de Saúl Álvarez

Martino se vendió, Cuauhtémoc Blanco revela en qué partido regaló al Tri

En el mundo del arbitraje es difícil trascender porque el filtro es sumamente angosto, por partido trabajan cuatro en divisiones inferiores aunque no pueden acceder al trabajo hasta que hayan sumado suficiente experiencia, la demanda es mucho mayor que la oferta.

Una mexicana que hace historia

Karen Díaz será la primer mujer mexicana en pitar una Copa del Mundo y de las primeras en toda la historia en el planeta. Su elección no es un por un tema de igualdad de género sino que su calidad como árbitro de línea. Karen ya es historia y un ejemplo para los mexicanos. Lástima que dentro de la cancha se quedó muy lejos. 
 


Más noticias