Club América

La razón por la que Guillermo Ochoa nunca figuró en un grande de Europa

Falta de recursos le evitaron al portero americanista llegar a un equipo de talla mundial
martes, 2 de marzo de 2021 · 20:47

A los 35 años de edad es evidente que la carrera del hoy portero del Club América, Guillermo Ochoa, va en descenso. Muy joven debutó en el conjunto americanista y la televisora dueña del equipo, Televisa, lo comenzó a inflar como de costumbre, y vaya que por sus características físicas se convirtió en un ícono de las Águilas.

Memo, un arquero cumplidor, entra siempre en la discusión de sí está dentro de los mejores del balompié azteca, y la mayoría de las veces se ha quedado cerca de ese grupo selecto que comparten hombres como Jorge Campos, Antonio Carbajal, Óscar Pérez o Oswaldo Sánchez, y es por una simple razón.

Ochoa es portero funcional sólo bajo los tres palos. Foto: Medio Tiempo.

Más sobre Guillermo Ochoa. El remplazo de Paco Memo en el Tri. 

Independientemente de lo mediático que es Guillermo Ochoa, siempre falló y lo hará hasta el último día de su carrera. No es un arquero completo, pues no sabe jugar su área, anticipar jugadas del rival, y lo que es peor, no sabe cortar centros.

Memo probó suerte en equipos chicos de Europa, pero nunca estuvo cerca de un grande, y la razón es esa, su falta de salida, aunque si bien, bajo los tres palos es un fenómeno, pero eso de poco sirve en las grandes ligas, donde la exigencia para un arquero es ser completo en todos los aspectos.

Y claro que son notables sus actuaciones con México en los dos últimos Mundiales, pero hay que ser fríos y analizar que el 90 por ciento de sus atajadas se dieron bajo los tres palos, e incluso muchas jugadas del rival crecieron en efecto cuando Memo no cortó los avances al jugar como un líbero, algo que hoy es primordial en un portero que se dice de talla mundial.

Más sobre el Club América. Giovani dos Santos explota contra Él Piojo' Herrera. 

Más sobre Guillermo Ochoa

A los 35 años de edad, el portero americanista, Guillermo Ochoa, quien tendrá todavía la oportunidad de pelear un lugar para estar en el próximo Mundial con la Selección Mexicana, hubiera sido seguramente un arquero de talla mundial, como lo son hoy muchos brasileños en Europa, sin embargo, su eterno miedo de salir a cortar centros y avances del rival, lo dejarán sólo como un buen guardameta, que seguramente terminará su carrera con las Águilas.

 

Más de

Valorar noticia